Entrevista: Victoria Cirlot: “Nadie quería conquistar el grial, eso es cosa de Spielberg” | EL PAÍS Semanal


En su nuevo libro, ‘Luces del grial’, Victoria Cirlot regresa al mítico objeto que, en forma de copa, persiguieron con parecida obsesión desde Perceval el Galo hasta Steven Spielberg.

Me ha gustado mucho esta entrevista, aunque a veces parece querer juzgar con categorías post-modernas algo que es más allá de lo pre- y de lo post-.

La Copa Santa.

Tambén a mi me subyugó esa historia de caballeros y búsquedas. También tengo (ya) mucha aprensión hacia el esoterismo. Y me sigue gustando leer el Mabinogion y la Materia de Bretaña… La Mayor.

Leer entero aquí:  Entrevista: Victoria Cirlot: “Nadie quería conquistar el grial, eso es cosa de Spielberg” | EL PAÍS Semanal

Anuncios

Seda


El maestro Levallois, el sastre mulato, acercó el frasquito a la nariz y aspiró la esencia inconfundible de la camelia con toques de guayaba del raro perfume.

El aroma va directamente al cerebro, le había explicado el joven doctor Klause, por eso nos produce sensaciones tan vívidas.

El maestro Levallois entrecerró los ojos. Un ligero, pero punzante olor a libros y a seda de corbatín quedaba -como un rastro de pasión tardía- en aquel perfume que el doctor había dejado, como por olvido, en el bolsillo de la chaqueta que le mandó a arreglar.

Piedra y sombras


Photo by Arthur on Unsplash

Echarle un ojo al magnífico portafolio de Ken Williams en “Sombras y Piedra”. La mayoría son fotos de piedras irlandesas, pero hay alguna sorpresa españólida.

Impresionante la masiva construcción de Maes Howe, nunca la había visto yo. El blog (poco actualizado, pero maravilloso) merece también la pena.

Impresionante el arte del fotógrafo.

Cada cosa en su sitio


Bueno, creo que ya está todo: los nuevos colores del blog, el menú de cabecera que ha cambiado un poquito y cada cosa está en su sitio.

Los nuevos microrrelatos y “relatoides” con humor y absurdia, en su sitio también (pinchar en “relatos breves”)… uf.

Me voy a escribir algo que entrará en El Horno de cocer escritos dentro de un tiempo, cuando pueda decir que tengo todo un capítulo. De momento solo son cosas sueltas que están en un proyecto de Scrivener.

Hablaremos de ello otro día.

Siglo XVII


foto by Carmina27. Pixabay

¡Ay! Me duele el cuello si lo hago en la silla de anea. Me duelen las rodillas si pongo una pierna encima de la almohada y la otra en el asiento. Se me duermen los brazos si lo sostengo un palmo por encima de mi cara. Así no puedo hacerlo, que no Miguel, déjalo ya.

¡Así no hay quien lea este libro tan gordo! Me siento como un caracol trepando por un muro de cemento con este “Don Quijote de la Mancha”, ¿no podías haber escrito algo más cortito?

CARPETA, PAÑAL, PENDIENTES


students-2817247_1280
Foto de ernestoeslava en Pixabay

Recoge la carpeta, la mete en la mochila. No se olvida de pintarse los labios ni de colgarse los pendientes que le regaló su churri. Se mira al espejo. El boli y los trebejos de tomar apuntes en el estuche con dibujitos de Snoopy. ¿Ya está todo?

¡Ah, no! En lo más profundo de la bolsa, tiene que meter el pañal limpio que ha de llevarle a mamá, para cambiarla antes de irse a clase.