Por alegría, que no quede


Para conservar aquello
que nos mantiene ligados.
Para no quedar callados
frente a cualquier atropello.
Para no doblar el cuello
ante embustes colosales…
¡Libres e Iguales!
Para rechazar los cuentos
de una historia que no fue.
Para no perder la fe
de los puros argumentos.
Para refutar inventos
y delirios medievales…
¡Libres e Iguales!
Para defender el hecho
de que somos españoles.
Para escapar de pujoles
y otros ases del cohecho.
Para guardar, por derecho,
nuestras normas esenciales…
¡Libres e Iguales!
Para hablar, porque el mutismo
hace que nos pisoteen.
Para que no nos chuleen
en aras del buenrollismo.
Para escapar del cinismo
de pasteleros neutrales…
¡Libres e Iguales!
Para llamar justamente
a las cosas por su nombre.
Para que nadie se asombre
por desmentir al que miente.
Para que a nadie le tiente
dar favores especiales…
¡Libres e Iguales!
Para sofocar hogueras
de victimismos ficticios.
Para zanjar beneficios
que laten tras las banderas.
Para que trolas groseras
no cuelen como reales…
¡Libres e Iguales!
Para que la libertad
no encalle en el desvarío.
Para deshacer el lío
con la ley y la verdad.
Para atajar la ruindad
de procesos demenciales…
¡Libres e Iguales!

Prueben vds. a bailarlo, coñes, que es mu alegre.

Por supuesto: copyright Fray Josepho.

Anuncios

Un comentario sobre “Por alegría, que no quede

  1. Desde que Don Navarth puso este poema en su blog, he estado intentando ponerle música, que a mí también me parece muy “cantábile” y muy bailable, pero cada vez que le hago una música, lo estropeo… Habrá que recitar y bailar al compás simplemente, como hacía Lola Flores.

    Me gusta

Los comentarios están cerrados.