Lús na…


abies albaSiempre me ha llamado la atención que el nombre científico de algunos árboles y arbustos tenga tanto que ver con su nombre “común” en nuestra o en otras lenguas. O que haya “raíces” linguísticas (¿o son solo casualidades sonoras?) tales como abeto-abedul que aparecen en árboles tan diferentes.

Entiendo que algunos de los nombres científicos, al ser latinos, tienen un origen cercano al del nombre común (fresno/fraxinus) en nuestra lengua, aunque en otras, la misma o parecida raíz (fr-) da otro vegetal bien distinto: fráech-froech= brezo, pero tb. otros arbustos más parecidos o no tanto, ej. arándano (fraochán, “brezo pequeño”). Este deslizamiento de las raíces y de los nombres, me fascina, sobre todo porque no sé nada de las reglas de cambio fonético ni léxico, solo soy una medievalista descangashá. Y me pregunto si realmente tiene que ver con el cambio fonético y léxico, o se debe a otras cosas.

Linneo, que también “latinizó” su nombre

Me figuro que cuando Linneo inventó su magnífica y apasionante clasificación, lo hizo consultando fuentes anteriores en las que primaban los nombres latinos o griegos y que estos a su vez provenían de nombres comunes… ¡Ah! ¿Entonces eran iguales aquéllos comunes de la época clásica a estos comunes del siglo XVIII?

origen de la imagenUno de mis vocablos favoritos en el diccionario de Ó Donaill, el que yo uso para cuestiones de gaélico moderno, es lús, hierba. Muchos de los nombres que aparecen en esta entrada deliciosa, son más bien “calcos” de los nombres latinos de cada hierba. Ejemplo: lus an sparán (“hierba de la bolsa”) capsella bursa pastoris, bolsa de pastor. Obsérvese lo que dice la wiki acerca de la “bolsa” que da origen al nombre. O por ejemplo lús na gaoithe (hierba del viento), que es mucho estirar el origen griego del nombre de la anemone. De la lús na macraillí (hierba de los testiculillos) no vamos a hablar, ya que, por supuesto, procede del cultísimo griego “orquídea”, por muy silvestre que sea.

Otras veces, el nombre es un calco/préstamo inglés: lus an choilm (inglés: columbine) Aquilegia vulgaris, es decir aguileña común. Lo que va de una paloma a un águila… Pero leer con cuidado la entrada de la wiki, porque hace un juego de etimologías digno de un erudito irlandés del s. XI o de un san Isidoro Hispalense cualquiera:

“De aquelegus, que toma agua, o de aquila, por el aspecto de las flores.”

Bla, bla, bla y lenguaje poético. Poco más o menos como me parece a mi este “lenguaje de las plantas” que no sé muy bien por qué es tan parecido, y tan bonito.

Seguiré hablando de ello en otro momento.

 

Anuncios