Probando, probando


¡Por fin parece que puede usarse blogger en esta parte del mundo mundial!

Los cambios introducidos en la interface del sistema han producido una “caída” que me ha cogido por sorpresa al regresar de mi excursión a Cantabria.
Y ahora, hace apenas una horita, por fin puedo entrar a postear… veremos si ésto dura o tengo que dejar la cosa en la nevera hasta que todo funcione al cien por cien. ¡Vaya! Justo ahora que iba a regresar a blogger, dando por finalizada mi experiencia con el  dominio propio “banbile.com”.
De momento, la mayor queja de todo el mundo es que los colores demasiado claros/grisáceos del área de trabajo fastidian los ojos.
A mi ojo, la verdad, le fastidia todo, pero encuentro muchísimo peor los fondos oscuros con letras en color claro, así que una interface clarita… ni tan mal.

Aah, el pavo subido

Otras quejas más técnicas las comprendo y estoy al tanto de ellas, pero el motivo de escribir esta entrada con los dedos cruzados 😉 es que me ha sorprendido la cantidad de críticas que suscita lo “nuevo porque sí”.
Es un virus del internete (y en general, de mundo moderno) el cambiar de cabo a rabo las cosas porque sí, sin otro criterio que el de un cambio de dueño o de sociedad, el paso del tiempo o el ganar clientela, aunque esto último lo entiendo.
Cambiar sobre todo cuando se trata de cosas que funcionan, como el viejo sistema de “blogger in draft”, muy útil para personas que NO son técnicas, como quien suscribe, ¡y qué cantidad tan grande de personas poco técnicas existe en el mundo del blogueo!
¿Quien dijo que el mundo blogueril estaba muerto?
Algún listillo que utiliza los dedos gordos para mandar “okeis” a sus amigos y volar entre pantallas.
No alguno de los que disfrutamos leyendo a los demás. Pues, por suerte, todavía el mundo de los blogos es un mundo de lectores y, en muchos casos, de estupendos escritores.
Probemos, pues, las novedades.

Anuncios